A la tarde, Punta del Este.

3 jun. 2014

Entonces ve y búscalo.


11 comentarios:

  1. Pues sí, no vamos a esperar a que llueva...Besos Alfa

    ResponderEliminar
  2. Muy bueno, lo tendré en cuenta.
    Besos, buena semana

    ResponderEliminar
  3. Sin duda y a veces hasta la lluvia se hace de rogar.
    Lucha por lo que quieras nadie más que tú puede lograrlo.
    Me encantan estas frases reflexivas.
    Besos luchadores.

    ResponderEliminar
  4. ¡Que gran verdad! Lo del maná es una leyenda urbana. :P
    Besazo

    ResponderEliminar
  5. Fiaris del cielo cae la lluvia y también el cielo nos devuelve todo lo que vamos dando de forma incondicional...No obstante, cada cual vamos labrando nuestro propio destino con nuestras palabras, pensamientos y actitudes...
    Mi felicitación y mi abrazo inmenso por tu buen hacer..
    M.Jesús

    ResponderEliminar
  6. Un día cayó delante de mí una rosa y la vestí de terciopelo
    Mis abejas cuando liban en un ciprés o un tilo o avellano, les cristaliza con la luz intensa, lo devuelven si no morirían y no liban de la flor, lo hacen del pedúnculo de las hojas. no liban néctar para convertir en miel , liban maná que al devolverlo con la luz del día gotea por los rosales y por todos los arbustos y créeme cae de arriba lo tiran las obreras..
    besos
    André

    ResponderEliminar

Tus comentarios me importan mucho gracias por dejarlos

Fiaris por decisión propia bloguera por casualidad.