Del jardín al blog.

20 jun. 2014

¿Amigos?


16 jun. 2014

Me concedo.




Me concedo a mi misma el permiso de estar y ser
quien soy,en lugar de creer que debo esperar
que otro determine dónde yo debería estar o como debería ser.
Me concedo a mi misma el permiso
de sentir lo que siento, en vez de sentir lo que otros
sentirían en mi lugar.
Me concedo a mí misma, el permiso de pensar lo 
que pienso y también el derecho de decirlo, si quiero,
o de callarmelo, si es que así me conviene.
Me concedo a mi misma el permiso de correr los riesgos que yo decida correr, con la única condición
de aceptar pagar yo misma los precios de esos riesgos.

Comparto estos tramos del libro EL CAMINO DE LA autodependencia,pues considero que son para la reflexión,gracias.
Fiaris
Fiaris por decisión propia bloguera por casualidad.