A la tarde, Punta del Este.

23 oct. 2013

Sin pensar.




Va con la mente en blanco
hacia el mar.
Lleva la vida cargada a espaldas.
Cree que será el fin.
Pero no sabe,
que allí 
le espera su otra mitad.
El destino juega pasadas felices 
que hacen olvidar 
toda pena y regresar.
Fiaris.

11 comentarios:

  1. Cuando menos los esperamos llegan las mejores cosas de la vida!!! :)
    Cariños Fiaris!!!!!


    ADORA
    www.labandasiguiotocando.blogspot.com

    ResponderEliminar
  2. ¡Precioso! le espera lo mejor.
    Besos, amiga

    ResponderEliminar
  3. El mar no solo trae botellas con mensajes trae también el amor.

    Saludos cariñosos Fiaris.

    ResponderEliminar
  4. en blanco... así también está el destino esperando que lo caminemos...

    un abrazo!

    ResponderEliminar
  5. Nunca sabemos qué ocurrirá un segundo después
    Besazo

    ResponderEliminar
  6. Hermosa esta entrada la vida nos da siempre sorpresas algunas buena y otras regular Saludos

    ResponderEliminar
  7. La vida nunca deja de sorprendernos…Quizás nos depare cosas bellas…

    Feliz fin de semana.
    Un cálido abrazo

    ResponderEliminar
  8. Qué bonito, Fiaris.
    El destino, a veces cruel, otras es una bendición.

    Besitos, guapa.

    ResponderEliminar
  9. Siempre encontraremos seres en esa disyuntiva.

    A veces podemos llegara tiempo....otras no.

    Buen fin de semana

    Cariños

    ResponderEliminar
  10. Una cita llena de esperanza, amiga...Debemos confiar en el destino y ser optimistas.
    Mi felicitación y mi abrazo siempre,Fiaris.
    M.Jesús

    ResponderEliminar

Tus comentarios me importan mucho gracias por dejarlos

Fiaris por decisión propia bloguera por casualidad.