25 jul. 2017

Vivencia de julio.





El amanecer del invierno.
Un manto blanco lo cubre todo.
Tiene una belleza especial.
No es el frío lo que gusta,es ese paisaje distinto lo que enamora.
Con el correr de las horas,va cambiando se transforma,
a través de los cristales.
Va apareciendo el verde del césped,perlado de gotas.
Y si sale el sol,ahí completa.

Fiaris.

4 comentarios:

  1. Qué invierno tan bonito.
    Así da gusto.

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Un invierno idílico, mi julio es caluroso y el césped mas marrón que verde, me quedo un ratito en tu invierno. Abrazos

    ResponderEliminar
  3. Así es querida Fiaris, no tan solo frío tiene por compañía el Invierno, también belleza.
    Abrazos.

    ResponderEliminar

Tus comentarios me importan mucho gracias por dejarlos

Fiaris por decisión propia bloguera por casualidad.